Granda ha finalizado la restauración de seis pinturas sobre lienzo de Angelo Nardi, pertenecientes al convento de las Monjas Bernardas de Alcalá de Henares y unicadas en los retablos laterales de la iglesia del convento. El conjunto pictórico posee un importante valor histórico-artístico ya que está considerado como uno de los conjuntos más singulares del barroco madrileño que se conserva en su lugar de origen.

Representan la Ascensión, la Circuncisión, la Epifanía, la Resurrección de Cristo, la Asunción de la Virgen y la Adoración de los Pastores.

Además, la crítica artística ha considerado este conjunto como la mejor empresa de Nardi, que junto a las pinturas del retablo de la Anunciación de Santo Domingo el Antiguo, en Toledo, datadas también en el año 1620, constituyen las pinturas más antiguas que se conservan del pintor en España.

El departamento de restauración de GRANDA fue el encargado de llevar a cabo la restauración de dichas pinturas, gravemente dañadas por el paso del tiempo. El conjunto presentaba deformaciones, desgarros y pérdidas de soporte.