Los diseñadores y artesanos de Granda con frecuencia aúnan conocimientos, talento y experiencia para crear nuevos diseños de cálices que, integrándose después en iglesias, oratorios y capillas, puedan “mostrar a Cristo”. Así, el arte que creamos en Talleres de Arte Granda se convierte, no solo en utilidad para la liturgia, sino en Via pulchritudinis, camino de belleza para llegar a Dios.

Hoy os mostramos los modelos de cálices que hemos desarrollado en nuestro estudio y que han sido posteriormente realizados a mano por nuestros plateros y orfebres. Se trata de piezas singulares, realizadas en metales nobles que se han incorporado ya al catálogo de Granda. Los diferentes modelos se realizan con técnicas y acabados variados aunque los más solicitados son el acabado plateado o dorado.

Además de realizar un buen trabajo del metal nos gusta esmerarnos en detalles especiales que embellezcan las piezas: ornamentos en metal, medallones de esmalte, ajuste de piedras preciosas y semipreciosas, así como en la modificación o restauración de modelos ya existentes.

Desde los inicios, y animado por el deseo de crear obras perfectamente adecuadas para el culto, don Félix Granda puso siempre especial cuidado en la creación de los objetos destinados a estar en contacto con el Cuerpo y la Sangre de Cristo tales como cálices, custodias y copones.

Debido a este espíritu que animó a nuestro fundador, las piezas de orfebrería que se crean en nuestros Talleres de Arte están revestidas de este espíritu de perfección, elaboradas con un trabajo concienzudo y empleando materiales de la mejor calidad.

Te mostramos algunos de nuestros cálices. Puedes ver el catálogo completo aquí

*Todos nuestros cálices incluyen estuche de transporte y patena. Aquí te dejamos algunas fotografías de los nuevos cálices y los de nuestro catálogo permanente: